Día de la Paz

MANIFIESTO POR LA PAZ

¡Buenas tardes! Estamos todos juntos para celebrar una vez más este día tan importante y tan necesario para todo el mundo.No solo para los países en guerra o en situaciones complicadas, sino también para todas las personas y todas las naciones. Porque, tristemente, el sufrimiento está por todas partes.

Está claro que no todos los días vemos bombardear ni matar a nadie , porque la violencia a nuestro alrededor no es tan marcada . Pero se puede afirmar que vemos insultar, molestar, ridiculizar, acosar o, incluso, golpear casi todos los días,  sin darnos cuenta de cómo pueda afectar lo pequeño a lo grande.

Dentro de nuestro colegio, en nuestras casas y con nuestros amigos parece que está de moda el rencor, burlarse y despreciar , mostrando nuestra hostilidad, nuestras ganas de ofender , de hacernos los grandes e intimidar a los demás ridiculizando y haciendo enfadar. 

Y este maltrato puede crear una herida que a veces no llega a curarse. Y no solo por agresiones físicas, como dar un puñetazo, lo emocional importa más. Si sufres marginación por parte de tus amigos , ¿no te encuentras mal? Ya no solo es una rabieta: esas ganas de pelear y esa sed de venganza no aparecen porque sí.

Hay que saber no discriminar, actuar contra la opresión que sufre alguien sin acusaciones válidas. Hay que saber dar y darse, admintir los errores cometidos y ser quien ama, cuida y tolera al vecino, sea quien sea. Las raíces del problema son que los que ganan consiguen su triunfo a costa de otros, sin intentar idear una solución que ayude a todos, y lo que esto genera es la falta de risa y de armonía en nuestra sociedad.

Hay que hacer mas de un regalo para disfrutar de la sonrisa del que lo recibe; poderle alegrar y devolver el latido a su corazón; saber leer su alma y ver como sonríe, mirar por el bien del otro y que nuestras acciones sirvan para mejorar su vida. Hay que lanzar nuestras intenciones al mundo y que, con el mínimo roce del aire, La Paz llegue a todas partes. Hay que saber regar el jardín del mundo para que las plantas de las naciones y las personas crezcan hacia La Paz.

Tenemos que cumplir esta misión con fe y, principalmente, en este colegio que es nuestra casa.

 

 

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario Aceptar Más información